Poltergeist

30 09 2011

El corresponsal de HOY en Valverde de Leganés, Fernando Negrete, ha recopilado las noticias aparecidas en este diario desde 1955 a 1975 de su localidad. Fernando es maestro de colegio público, entrenador del Racing Valverdeño, concejal, presidente local de Cruz Roja y madridista. La obra, editada por la Diputación de Badajoz, retrata un documento local, con las esquelas de los valverdeños muertos y las noticias de los recién nacidos pero que refleja, desde esa selección, dónde estábamos hace sólo treinta años. Ahora, que tanto se imputan herencias unos a otros, las noticias de Valverde en HOY ridiculizan las excusas para justificar la inacción: En 1974, la gasolina subió un 50%, veinte pesetas el litro cuando el salario mínimo no llegaba a las trescientas.

Si en aquella primera transición, política, los titulares se hubieran reducido a “colapso”, “hachazos”, “motosierras”, “abismo” “Abre fuego con una oferta más barata”… jamás se hubiera completado. El lenguaje -como apuntaba Dña. Leticia Ortiz en un reciente congreso sobre “periodismo y lenguaje políticamente correcto”- no puede desviarse del rigor. Jugamos con emociones, eufemismos, declaraciones y réplicas, bailando a la audiencia en la confusión, que es el paso previo para desencadenar el pánico. Miedo, que se convierte en terror, cuando un “poltergeist” llamado Alessio Rastani rompe la rutina televisiva y nos lanza una amenaza apocalíptica: “Los políticos no dominan el mundo, Goldman Sachs domina el mundo”. Este especulador en la bolsa londinense se vanaglorió de que “mucha gente se hace rica en tiempos de crisis” y lanzaba la profecía: “En menos de doce meses los ahorros de millones de personas van a desaparecer”. Para cerrar el matrix entre realidad y ficción, presente y futuro, el editor de economía de la BBC apunta que todo puede ser una “performance”, una falsa personalidad para provocar odio contra multinacionales, bancos y gobiernos. Y no sabes si cambiar de canal, o encomendarte bajo la cama.

Necesitamos saber la verdad. Los que nos levantamos todas las mañanas a las siete, sabemos que vienen tiempos de más sacrificios. Hay quienes nunca han dejado de empujar la piedra de Sísifo. Como el ratón de Paulov nos recompensan con un trozo de queso si seguimos dándole a la rueda; como los perros nobles, pero guerreros, nos dejamos guiar para proteger la casa y los niños, si nos llevan con buen tino; y si no humillan, ni amenazan con el terror permanente que se clava en el alma, hasta nos comprometemos a morir en el intento, sea de cáncer o silicosis. Pero, digan verdades; abandonen el populismo irresponsable; acometan las reformas necesarias; no provoquen terror porque no existen esfuerzos solidarios, eso de “arrimar el hombro”, con la gente paralizada… Y sobre todo, no criminalicen arterias que cohesionan la sociedad: los sindicalistas no son “maltrabajas” por definición; quien opina distinto a mi, no es enemigo: me convierte en más rico y fuerte intelectualmente… Así, nos tendrán a todos en el esfuerzo colectivo. Como la generación de valverdeños que Negrete recopila en su obra y que nace, crece, se reproduce y muere. En ese trayecto hay tantos motivos para llorar -y para reir- que no caben comedias ni tanta película de terror. Su combinación degenera en “gore”, cine donde la sangre es única protagonista.

Diario HOY, 30 de septiembre de 2011.

Libro: “Léxico periodístico español”. Autor: Santiago Alcoba. Ariel Lingüística Eds. (1987, 1ª edición; 1994 1ª reimpresión). Barcelona.

Sitio recomendado: Valverde de Leganés (Extremadura).

Anuncios